Historias

Sale a la luz el lado oscuro del payaso Ronald McDonald

¿Piensas que los payasos son seres felices? O por el contrario, ¿crees que en realidad ocultan bajo kilos de maquillaje algo siniestro? Yo debo confesar que tengo mis reservas en cuanto a estos personajes.

Pero hoy, dejaré que saques tus propias conclusiones al respecto.

Todos conocemos al Payaso Ronald, el personaje principal de McDonald. Él ha sido el protagonista desde hace algún tiempo de una leyenda urbana, que cada vez toma más presencia en Internet.

No importa cuántas generaciones pasen, tal parece que la historia continuará presente en grandes y chicos por todo el mundo.

Como cualquiera de las historias de terror, la del Payaso Ronald tiene ciertos toques que nos brindan una escalofriante anécdota.

Ronald McDonald es el payaso que durante muchos años ha sido la figura representativa de la conocida franquicia de hamburguesas. Alrededor del mundo su imagen es conocida por grandes y chicos.

¡Este personaje se ha convertido en el gran amigo de millones de niños!

Sin embargo, a continuación conocerás una leyenda que muchos aseguran tuvo su origen en México.

Resulta que todo comenzó cuando dos empleados de la de una de las sucursales de McDonald en México, quisieron tomar un descanso y se aprovecharon la oportunidad para tomarse una foto con el icónico personaje de las hamburguesas.

Aunque trabajaran a diario junto al payaso, pocas veces tenían el tiempo suficiente como para sentar en una banca, donde también estaba sentado Ronald McDonald.

Se cuenta que uno de los jóvenes comentó: “Estoy cansado”, momento en el que el payaso respondió: “Yo también”. Pero si esto fuese poco, tras comunicar su cansancio Ronald McDonald movió el brazo y bajó sus piernas, las cuales se encontraban cruzadas.

El empleado de la franquicia, no pudo soportar el impacto de ver cómo el muñeco se movía, por lo que se dice que perdió la vida de manera instantánea a raíz de un paro cardiaco.

Por su parte, su compañero intentó correr para escapar del lugar pues no podía creer lo que acababa de presenciar. Sin embargo, al encontrarse en un estado de crisis nerviosa, lamentablemente tropezó, cayó al suelo y se golpeó fuertemente en la cabeza, quedando en un estado de coma.

El celular de los jóvenes fue revisado y se pudo constatar en las fotos cómo primero Ronald McDonald está en la posición en la que se supone que la estatua debería de estar y después mágicamente cambia.

Al revisar las cámaras de seguridad del restaurante de comida rápida, también se pudo notar que el payaso se había estado moviendo en varias ocasiones.

Tras lo sucedido, los empleados de las franquicias pidieron que los payasos fueran quitados e incinerados. ¿Será que algo de cierto hay detrás de toda esta leyenda? Quiero saber tu opinión en la sección de comentarios.

Related Posts